El museo Arqueológico de Sevilla está ubicado en Plaza de América, frente al Museo de Artes y Costumbres Populares (antiguo Pabellón Mudéjar) y junto al Pabellón Real, dentro del Parque de María Luisa. Era el antiguo Pabellón de Bellas Artes de la Exposición Iberoamericana de Sevilla.

En 1911 se celebró un concurso para la construcción del edificio que es ganado por el arquitecto sevillano Aníbal González, con un proyecto de estilo neo-renacentista. La obra se ejecutó entre 1912 y 1919, como parte de muchas obras que se realizaron en Sevilla en el contexto previo a la Exposición Iberoamericana de 1929, y fue bautizado como “Palacio del Renacimiento”. Durante la exposición fue dedicado a Palacio de las Bellas Artes. Las colecciones arqueológicas se trasladaron al edificio en 1942.

El diseño exterior del edificio tiene influencias del Palacio de Monterrey de Salamanca, construido en 1539 según un diseño de Rodrigo Gil de Hontañón y fray Martín de Santiago para el tercer conde de Monterrey, Alonso de Zúñiga y Acevedo. El interior, con el amplio hall de forma ovalada, se inspira en el acceso con hall circular de otros museos europeos como el Altes Museum de Berlín.

 

Desde el 1 de marzo de 1962 el conjunto de edificio y contenido es declarado Monumento Histórico Artístico. Durante la década de 1970 el museo sufre obras de ampliación y mejora, aumentando el número de salas hasta las existentes 27 actuales donde son conservadas más de 60.000 piezas, sumando objetos en propiedad y depósito; entre ellas las piezas procedentes de Itálica ocupan un lugar relevante, por su calidad y por su número, al irse trasladando allí los nuevos hallazgos, así como la pequeña pero relevante colección que se exponía, con piezas menores de hallazgos en superficie antiguos, así como mayores, de las campañas realizadas entre 1970 y 1978, en el efímero Museo de las Excavaciones del propio yacimiento, hace pocos años desmantelado. No obstante, el edificio sigue necesitando importantes reformas.

La excelente calidad de las obras y piezas que forman parte del fondo del museo además de la cantidad que custodia lo hacen estar entre los primeros de España, son de destacar los restos de la época romana e hispanorromana, los más importantes y abundantes que posee el museo, y que proceden en mayor parte de Itálica, en menor medida aunque eso no hacen que sean menos importantes son las piezas procedentes de los municipios de Écija, Estepa, Alcalá del Río, Villanueva del Río y Minas, etc., a estos hallazgos hay que añadir las donaciones realizadas por particulares o incluso el Ayuntamiento de la ciudad. También son destacables las piezas de etapas prerromanas gracias a la calidad de su conservación.

Se puede obtener más información sobre el museo, horarios y precios en su página web.

Loading
Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico
Google MapsCómo llegar

El museo Casa de Murillo, situado en el número 8 de la calle Santa Teresa, en pleno Barrio de Santa Cruz, fue el inmueble en el que vivió Murillo sus últimos años y murió tras caer de un andamio mientras pintaba el retablo del Convento de los Capuchinos de Cádiz. El edificio consta de dos plantas con un patio central rodeado de las diferentes estancias, con un pozo situado en su centro.

Se ha tratado de guardar cierta armonía con el ambiente del siglo XVII recreando aspectos de las casas de aquellos años, como el dormitorio, el salón, la cocina, etc. La Casa Museo fue creada en el año 1972 aunque se inauguró en 1982, haciendo coincidir esta fecha con el bicentenario de su fallecimiento. En el año 1988 se iniciaron unas reformas que terminaron por transformar el edificio en oficinas.

En el año 2010 se acometió una nueva reforma en la Casa con la intención de dejarla como se pensó en un principio, con el ambiente de 1682, para convertirla de nuevo en museo-monumento en memoria de su honorable habitante Bartolomé Esteban Murillo. No obstante y tras finalizarse dicha reforma por parte de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía, el uso al que se ha destinado finalmente es como sede central administrativa de la Agencia Andaluza para el Desarrollo del Flamenco.

Loading
Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico
Google MapsCómo llegar

El Museo de Bellas Artes de Sevilla fue instituido en septiembre del año 1835 e inaugurado oficialmente en 1841. Actualmente es considerada una de las pinacotecas más importantes de España. Se ubica en la llamada Plaza del Museo, que está presidida por una escultura dedicada a Bartolomé Esteban Murillo. Es un museo fundamental para conocer tanto la pintura barroca sevillana, especialmente de Zurbarán, Murillo y Valdés Leal, como la pintura andaluza del siglo XIX.

Desde su habilitación como museo ha sido modificado estructuralmente en tres ocasiones: en primer lugar, entre 1868 y 1898 en que se restauraron las arquerías y muros del piso primero, el solado de los claustros y alicatado con azulejos de otros conventos desamortizados; por segunda vez se retocó entre 1942 y 1945. En esta ocasión se actuó sobre la antigua sacristía,que pasó a convertirse en el patio de las Conchas y sobre la fachada principal, que cambió de lugar, cerrándose la portada barroca por la que se accedía anteriormente. La tercera vez que sufrió una modificación fue entre 1985 y 1993, en que se rehabilitó en su totalidad y acondicionó realmente para que sirviera como museo, rigiéndose por las exigencias existentes para ello.

El origen de la colección comenzó con obras procedentes de conventos y monasterios desamortizados por el gobierno liberal de Mendizábal, razón por la cual el grueso de obras estaba formado por pintura religiosa, mayormente barroca sevillana. Desde principios del siglo XX comienza a crecer en variedad gracias principalmente a las donaciones de colecciones particulares, entre las que destacan las de Rafael González Abreu (1928), José Gestoso y Pérez (1931) y Andrés Parladé (1945) compuestas de pinturas, armas, cerámica, tejidos y mobiliario; en esas fechas, cada cual tuvo dedicada una sala, pasando el museo a denominarse “casa-museo”. Ya en los años 1970, se normalizó el contenido del museo, al igual que en todos los museos nacionales, reduciéndose su contenido y depurándose la presentación de la colección que iba a ser permanente. En los últimos décadas se ha incrementado la colección por las adquisiciones públicas de la Administración andaluza y las donaciones efectuadas por descendientes de artistas de primeros del siglo XX.

Se puede encontrar más información sobre este museo en la página web que la Junta de Andalucía le dedica a través de la Consejería de Cultura.

Loading
Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico
Google MapsCómo llegar

  • El Tiempo

  • Hoteles

  • Facebook

  • Twitter